16 nov. 2018

Sanándo heridas

"Puertas abiertas y ciegas de ti.
Memorias de muchos silencios.
Espejos que muestran la clara y concisa decepción de una cama desabrigada, inútil, tóxica...
La magia de una lágrima a tiempo antes que cientos dolores de ti.
Rumores ¡Quién será el que me cuente¡
Recorro caminos y cuento las cunetas e imploro que no vuelvas, que no me sometas, que te quedes ahí dondé estás
En aquella puerta abierta y ciega de ti."


M.S.

No hay comentarios:

Publicar un comentario